SEIS CLAVES PARA QUE ASTURIAS SE ENGANCHE A LOS NUEVOS FONDOS MILLONARIOS DE LA UE

Son 7.500 millones de euros de fondos europeos que se van a movilizar entre los años 2021 y 2027, el propósito de la Comisión Europea es que sean capaces de sumar entre 30.000 y 50.000 millones en todo el continente añadiendo fondos nacionales y capital privado; todo con la intención de cambiar la economía hacia la descarbonización. La clave de este Mecanismo de Transición Justa (que acaba de presentarse y que debe ser debatido para acordar cómo se articula) es que financiará proyectos que ya estén en marcha y por eso el Principado prepara unas líneas de actuación que quiere desplegar a lo largo de este 2020. En la captación de estos fondos será crucial la coordinación de las administraciones regionales y locales con la central (que deberá trasladar los proyectos a Europa) pero también de los agentes sociales y la iniciativa privada.

La primera es la denominada de biomasa especial, o de valor añadido, y atañe tanto para gestión y limpieza de bosques como la lucha contra incendios forestales. También para encontrar algunos componentes a partir de la biomasa que se puedan utilizar en procesos industriales y de fabricación. La segunda y la tercera están relacionadas con proyectos relativos a movilidad eléctrica y a la movilidad sostenible con gas.

La cuarta línea es una de las más relevantes. En las últimas décadas, Asturias ha sido autosuficiente y exportadora en la producción de electricidad, sobre todo por contar con varias centrales térmicas, de quema de carbón, que tienen fecha de caducidad ya marcada, por ser muy contaminantes. El propósito es aprovechar las ubicaciones y los accesos ya existentes de esas centrales para el almacenamiento de energía. No hay todavía una tecnología definitiva que dé el salto cualitativo en este materia y Asturias se mantendrá pendiente, en buena medida, de la apuesta que haga Europa.

La quinta línea se refiere al aprovechamiento de manera más eficiente del propio calor que genera la producción industrial y la sexta, denominada de diversificación energética, en la que están la eficiencia y energías renovables.

El consejero de Ciencia, Innovación y Universidad, ha asegurado que su departamento aspira a «absorber» todos los fondos europeos que sea posible para abordar la transición energética en la región.

Leer más en: https://www.lavozdeasturias.es/noticia/asturias/2020/01/15/seis-claves-asturias-enganche-nuevos-fondos-millonarios-ue/00031579108149182745816.htm